Editorial de El Inversor Inquieto

¿Hasta cuándo los tipos de interés bajos en la Zona Euro?

Como ya hemos comentado en varias ocasiones, las citas con más expectación en el mundo financiero, son las reuniones de los Bancos Centrales, sobre todo, los del Banco Central Europeo y la Reserva Federal Americana.

Si esta semana era el Banco Central Europeo el protagonista, la semana próxima lo será la Reserva Federal Americana, a las puertas de comenzar el estival mes de agosto. A finales de agosto, de nuevo volverán a tomar protagonismo, cunado en la reunión anual en Jason Hole, en EEUU, todos los presidentes de los bancos centrales, se reúnan para analizar la situación económica y financiera mundial.

Centrándonos en la reunión del BCE esta semana, voy a compartir con nuestros inversores inquietos, la interpretación que de la misma ha hecho Alex Fusté, el economista jefe de Andbank. La decisiones que se tomaron fue mantener sin cambios los tipos de interés de referencia al 0%, la tasa de facilidad de depósito continuará en el -0,5%, la tasa de facilidad de préstamo sigue en el 0,25% y prosigue su política monetaria de compra de bonos.

A nivel institucional ha llegado a la conclusión de que el Banco Central Alemán, ya no tendrá tanto peso en la institución del BCE, dado que han afirmado sin margen para la duda, que la estabilidad financiera, será el objetivo fundamental, dejando en un segundo plano la estabilidad de los precios. En un mundo con el mayor endeudamiento de la historia, parece tener sentido esa protección de la estabilidad financiera, para evitar daños económicos cuantiosos y con pocas herramientas para su resolución.

La crisis financiera de 2008 y la pandemia de 2020, han generado un mundo distinto, con enorme necesidad de tutela financiera y de reformas en las economías reales, para poder ganar tiempo y que las mejoras, nos permitan poder llevar a las economías a normalizarse, para posteriormente recuperar niveles de deuda más asumibles y menos peligrosos que los que actualmente tenemos.

La Zona Euro tiene una deuda equivalente al 100% del PIB, España en torno al 125%, cuando lo deseable sería estar cerca del 60%.

Los dos temas importantes a interpretar eran los tipos de interés y el programa de compras de deuda. Respecto a los tipos de interés y cuando pueden empezar las subidas en la Zona Euro, han dado pistas claras, al afirmar que el momento va a depender de que la inflación llegue al 2% en los años 22 y 23, algo que parece improbable, como también el requisito de la inflación subyacente se consolide en el 2% en 2024.

Dado que consideramos que esos requisitos no se van a cumplir, la primer conclusión es que los tipos de interés no van a subir antes de 2024 en la Zona Euro, e incluso han afirmado que podrían bajarlos aún más, en estos próximos años, si fuese necesario para intentar que la inflación llegase al 2%.

Respecto a los programas de compra de deuda, la interpretación de los comentarios realizados, nos llevan a esperar que cuando llegue el plazo de vencimiento de los programas de compra de deuda, en marzo de 2022, dichos programas se van a extender en el tiempo.

La principal conclusión de ambas interpretaciones es que son buenas noticias para todos los activos financieros de la Zona Euro. Con ello, seguiremos manteniendo las posiciones en renta variable europea, así como en otros mercados, pero con una clara ponderación en Europa.